¡Tomate un recreo! Medita.

‘¡Dame un descanso!’ grita la mente a medida que nos apresuramos para terminar la lista de quehaceres: ¡entrevistas de trabajo, responsabilidades en la casa, el tiempo para uno mismo! Hay una constante montaña rusa de emociones: alegría, frustración y estrés. Antes de que los sepas, hay una nueva lista de responsabilidades para cuidar. ¡Desvincularse de este ciclo, aplicar la pausa momentánea para estos pensamientos y actividades! ¡Tomate un descanso (en todo sentido posible) y medita!

#1Desayuno – La primera comida que hace arrancar tu día y te hace sentir de lo más saludable y mejor, ¿no es cierto? ¡Hazlo completo, agregando algunos minutos de meditación a tu menú! Algunos momentos de profundo silencio antes de desayunar, hacen que el comienzo del día sea más feliz y saludable-vas a sentir la energía alta, manteniéndote alegre y relajado a medida que el día avanza. Además, ¡estate seguro que vas a disfrutar mucho más del desayuno!

#2 Tomate un descanso – ¿Cansado de trabajar todo el día? 

Medita con alguna de las meditaciones guiadas que encontras en el canal de You tube de la Fundación.

Pon tu mente y tu cuerpo a descansar unos minutos. Después de una reunión agotadora o alcanzando un tiempo de entrega ajustado, siéntate sólo con vos mismos, en silencio y vuelve a trabajar, sintiéndote renovado, ¡cómo si tu hubieses levantado de una larga siesta!

#3 Desvincularte –De la monotonía a algo que es original y nuevo. Cada experiencia en meditación es original y nueva, nunca es lo mismo- como los amaneceres y los atardeceres no son nunca lo mismo- y siempre es hermoso.  

#4 Aplica una pausa – Para la cadena interminable de pensamientos que pueden debilitar tu energía y relajarte en ese espacio silencioso con la meditación. Una buena forma es alejarse del ruido (el de afuera y el de tu mente) y encontrar un consuelo en tu Ser. 

#5 Romper con malos hábitos –Fumar, tomar alcohol, la adicción a estar online en todas las redes sociales, posponer cosas, los chismes, o cualquier otro hábito del que quieras deshacerte. La dicha que brinda unos minutos de meditación es mucho más agradable que una alegría temporaria dada por estas fuentes. Te darás cuenta gradualmente que la fuente de “sentirse elevado” es desde adentro.

#6 Separación – Tiempo y meditación son las mejores formas de curar una separación y sanar un corazón roto. Sentarse con los ojos cerrados mientras actúa como un vendaje amoroso para curar todas las heridas y te ayuda a continuar luego de una relación no próspera.

#7 Sentirse completo– La meditación ayuda a poner un fin a tus continuos esfuerzos para sentirse completo  en la vida- cuando te encuentras estable con vos mismo, a nivel físico y emocional. La meditación te hace entender que “la vida es alegría, la vida es amor y la vida es entusiasmo”, como dice Sri Sri. Puedes tener la fortaleza para continuar con una sonrisa, venga lo que venga.

#8 Romper el hielo- Meditar juntos para romper el hielo con esos que no que no te llevas bien con mucha facilidad. ¡Funciona! Puede ser que tus padres a quienes no los ves a los ojos o cualquier persona con quien te sientas incómodo o molesto. Siéntense juntos, mediten y las diferencias comenzarán a disolverse gradualmente. 

#9 Interiorizar ¿Alguna vez quisiste saber acerca de los secretos de la vida? ¿El propósito de la creación, de nuestra propia vida, y de los ciclos de nacimiento y de la muerte? ¡Interiorízate en estos secretos con la ayuda de la meditación!

#10 Liberar – Sumérgete desde la profundidad del océano hasta el vasto cielo infinito con las alas que la meditación te va a brindar. Expande tu conciencia, agudiza tu visión y la experiencia de una alegría del Ser ilimitada.

5 tips simples para tomarte un descanso ¡Todos los días!

  • 1. Dedica 20 minutos de tu día como la “hora de meditación”. Puede ser en cualquier momento-temprano en la mañana, en la tarde o muy tarde en la noche-medita cuando desees tomarte un descanso profundo.

  • 2. Elige un rincón silencioso en casa o en el trabajo donde puedas continuar siendo tú mismo-calmo, quieto, centrado-para meditar. Vas a encontrar uno, mismo cuando estés en movimiento- en el autobús, en el tren, en un vuelo, y en un auto.

  • 3. Medita con la familia o los amigos-esto siempre ha tenido un gran impacto. Tu vínculo se vuelve más fuerte y todos ustedes experimentarán alegría, juntos.

  • 4. No importa si estás feliz o triste, sólo mediten porque la meditación siempre los va a ayudar, más allá del humor que tengan en ese momento. Los ayuda a alcanzar un estado feliz de la mente y a curar una mente perturbada. Meditar te eleva.

  • 5. Cuando la mente deja de trabajar luego de continuos golpes al teclado, la meditación aparece como un reforzador de energía. Cuando te sientes cansado, luego de un largo día, terminando las tareas domésticas, la meditación te refresca el día. Entonces detén todo. ¡Los resultados están para que los disfrutes! 

Inspirado en las charlas de Conocimiento de  Sri Sri Ravi Shankar