Y corrieron por la paz

27th of Aug 2012
Argentina

 

Unas 3.000 personas, con la participación de los chicos con capacidades diferentes de la Fundación Baccigalupo, este domingo hicieron vibrar los Bosques de Palermo en la carrera de 5k por la paz mundial, organizada por El Arte de Vivir.

Buenos Aires corre por pasión, por deporte, por costumbre … Y también corre por la paz. El running, que se metió en la sangre de los porteños y año tras año suma más competencias para novatos y avezados, despidió agosto con un desafío diferente: los 5k organizados este domingo por la Fundación El Arte de Vivir, bajo el lema “Tu meta: ahora”, que reunió unos 3.000 corredores entre los que se prendieron en la carrera y los que acompañaron con 2k de caminata. Una carrera diferente, con el propósito de propagar la paz y disfrutar con una gran sonrisa.



La mañana de Palermo se tiñó de camisetas naranjas y sonrisas que se le animaron al frío y no se dejaron vencer por la mente que sugería estirar la mañana en la cama. Hombres y mujeres de buen estado atlético y no tanto, embarazadas, abuelos, chicos… Cada uno dejó su gota de sudor por la paz y le dio su impulso a la mega meditación “El Planeta Medita”, que se realizará en Figueroa Alcorta y Pampa el próximo domingo 9 de septiembre, con la presencia del líder humanitario Sri Sri Ravi Shankar, tres veces nominado al Nobel de la Paz y creador de la fundación, una ONG sin fines de lucro presente en más de 150 países que ofrece cursos y programas para eliminar el estrés a través de poderosas técnicas de respiración.

Tras el esfuerzo, una vez que cruzaron la línea de llegada, hubo una clase de yoga multitudinaria y un show musical de la banda “Los Echeverría”, que convirtió la mañana en una fiesta. Además, participó la Fundación Baccigalupo, que llevó un grupo de corredores con capacidades diferentes a demostrar que todo es posible si uno se lo propone.

“Los pacíficos solemos adoptar una actitud pasiva, mientras los violentos se apoderan de las malas noticias de los medios, éste es un ejemplo de cómo quienes pregonamos un mundo en paz salimos a la calle, queremos ser visibles y contagiar esta convicción a la sociedad”, dijo Santiago Barrenechea, instructor de la Fundación El arte de Vivir y uno de los coordinadores del evento.